No se necesita ser un erudito en criminologia, solo sentido común, para darnos cuenta que el blindaje que se esta realizando en el estado de Colima esta expulsando a la delicuencia hacia otros estados y ciudades, es por ello, que el efecto «cucaracha» le esta pegando al municipio de Cihuatlán, con un incremento de robos.

Al asumir la gubernatura de Colima, la morenista Indira Vizcaíno Silva, encontró a la tierra del Rey Coliman, sumida en una de sus peores crisis de inseguridad pública, durante los últimos 15 años.

Entre los primeros nombramientos de su gabinete destaca: «El Capitán de Navío Manuel Llerandi Ruiz como Secretario de Seguridad Pública de la entidad.

El nuevo funcionario estatal perteneció a la Infantería de Marina y a la Unidad de Fuerzas Especiales y de Fusileros Paracaidistas durante 32 años de servicio activo en la Armada de México.

Cuenta con estudios en Ingeniería en Hidrografía en la Escuela Naval Militar «Antón Lizardo Veracruz», con especialidad de Mando Naval en el Centro de Estudios Superiores Navales, además de reconocimientos, condecoraciones y menciones honoríficas por su destacada trayectoria y en la formación e integración de Fuerzas Especiales de la Armada de México.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador sugirió a los nuevos Gobernadores consultar el nombramiento de los titulares de Seguridad con la Secretaría de la Defensa y la Marina, para que haya personas honestas e íntegras.

«Yo hago una recomendación siempre cuando se trata de los Secretarios de Seguridad Pública, siempre les recomiendo respetuosamente a quienes van a gobernar que cuiden ese cargo, que cuiden a la persona que va a ocupar ese cargo. Al Almirante Ojeda, Secretario de Marina, como al General Sandoval «, expresó en conferencia mañanera.

«Para que vengan personas honestas, íntegras, honestas, repito, incorruptibles y que se evite lo que era muy común antes, que la delincuencia tenía el control de las Policías en los estados y en los municipios».

El 11 de noviembre, «Indira Vizcaíno, gobernadora de Colima, reconoció que la entidad vive desde hace años una situación compleja en materia de seguridad y financiera que se agravó con la emergencia sanitaria por Covid-19.

Durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, desde Colima, la mandataria estatal indicó que esta situación se viene arrastrando desde administraciones pasadas por lo que su gestión tiene que manejar la peor crisis que ha vivido la entidad.

“Todos ustedes saben muy bien la compleja situación que estamos atravesando en el estado de Colima, venimos arrastrando una profunda crisis de seguridad a la que se sumaron las complicaciones en materia de salud y económicas derivadas de la pandemia y ocasionadas por decisiones irresponsables en toda la segunda mitad de este 2021″.

A principios de noviembre, en el mismo tenor, «Después de una reunión con su gabinete de seguridad, en la primera mesa de Coordinación Estatal para la Construcción de la Paz y la Seguridad en Colima, celebrada en el municipio de Manzanillo, Vizcaíno Silva planteó una nueva estrategia para combatir la violencia.

“Platicamos sobre la implementación de una nueva estrategia y de coordinación entre las diferentes órdenes de gobierno, federal estatal y municipal. En los próximos días vamos a tener una reunión plenaria con los 10 alcaldes, también, para poder plantear estas estrategias y poder llevarlas hasta el territorio”, puntualizó la gobernadora.

El saldo que dejó la pasada administración del priista José Ignacio Peralta Sánchez, señala que Colima tiene una tasa de 34.45 homicidios por cada 100 mil habitantes, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), que es tres veces mayor a la media del país con 11.4 casos hasta junio de 2021.

En el primer semestre del año, se han registrado 252 homicidios dolosos en la entidad, 18 por ciento menos que los reportados en el mismo periodo de 2020 (310), mientras que en el caso de feminicidio en el mismo periodo se registraron cuatro víctimas de este delito en los meses de enero (1), abril (2) y mayo (1), sin haberse registrado casos en junio.

La entidad tiene una tasa de 0.81 feminicidios por cada 100 mil mujeres, una de las más altas del país.

Vizcaíno Silva explicó que el arribo de estos 300 elementos de la Marina será paulatino. “Llegarán elementos de Marina en las próximas semanas a nuestro estado; empezaremos con por lo menos 100 elementos, llegaremos a alrededor de 300, que vendrán a reforzar la seguridad de Colima. Me parece que es un buen arranque, me parece que es una muestra clara de que estaremos haciendo todo lo que nos toque para atender este tema con mucha responsabilidad y sobre todo procurando el bienestar de las y los colimenses”, afirmó.

El 21 de diciembre, la gobernadora manifestó: «Quieren ver y quieren tener cerca a nuestras policías, quieren sentirlos cerca porque están confiando en ellas y en ellos, pero necesitamos reforzar estos patrullajes, estos acercamientos que tengamos en las diferentes comunidades”.

Recordó que en total se estarán entregando 156 unidades, de las cuales aún se tiene pendiente la entregas en algunos de los municipios y resaltó que esas entregas se están haciendo sin distingos partidistas, sin colores y poniendo solamente en el centro un interés común que es, el bienestar de las y los colimenses.

Vizcaíno Silva, agradeció a todas y todos por el compromiso que han demostrado para trabajar de manera conjunta en ese objetivo común, de recuperar la paz y la tranquilidad del pueblo de Colima». 

Los delincuentes en Colima estan saliendo de la entidad rumbo a otras comunidades, como Cihuatlán, en los límites con Jalisco.

* Pedro Silva V., director de CANAL235.COM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.