Guanajuato no lo ha pensado dos veces: quienes provocan incendios o detonan autos o establecimientos con explosivos, usando el fuego para atemorizar a la población, deben ser juzgados como terroristas.

Y bajo este criterio de “mano dura” contra quien afecte la paz social, desde hace ya una década que se aplicó por primera vez, ha detenido a 69 personas y 42 de éstas ya tienen una sentencia firme por actos de terrorismo.

Un reporte interno de la Fiscalía General de Guanajuato en poder de MILENIO detalla que, por perturbar la paz, generar terror en la población y buscar presionar o menoscabar la autoridad del estado, Guanajuato ha declarado como terroristas a 42 personas, principalmente integrantes o colaboradores del Cártel de Santa Rosa de Lima y del Cártel Jalisco Nueva Generación, con sentencias hasta por 15 años.

Las cifras van desde 2012 hasta el pasado lunes 15 de agosto, con las más recientes aprehensiones tras los incendios que provocaron en oxxos sicarios de CJNG y que, a diferencia de otras entidades y del gobierno federal, los 11 detenidos la semana pasada en Guanajuato serán juzgados como terroristas.

Además, las cifras indican que de los 69 detenidos y acusados por terrorismo en la última década, hasta ahora ninguno se ha librado de ser vinculado a proceso.

Se trata de delincuentes de distinto nivel: desde sicarios del crimen organizado o jóvenes de reciente ingreso a quienes les asignaban estas misiones, hasta pobladores que formaban parte de la base social de José Antonio Yépez Ortiz, El Marro, que por provocar incendios para frenar operativos de seguridad y proteger a su líder, terminaron tachados como terroristas.

Los 69 detenidos estuvieron involucrados en 14 investigaciones por casos concretos ocurridos en Guanajuato en la última década.

Hasta el pasado lunes se registraban 64 adultos vinculados a proceso, con excepción de los que recientemente fueron aprehendidos y cuyos casos siguen en curso; además de tres adolescentes.

Y son 42 quienes ya tienen una sentencia condenatoria firme de hasta 15 años de prisión, es decir, legalmente son considerados terroristas.

Para las autoridades, acreditar este delito ha sido sencillo y casi en automático, pues el artículo 245 del Código Penal de Guanajuato indica que se fincará terrorismo “a quien realice actos contra las personas, las cosas o servicios al público, que produzcan alarma, temor o terror en la población, para perturbar la paz pública, menoscabar la autoridad del estado o presionarla para que tome una determinación”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.