El secuestro de dos mujeres militares en Puerto Vallarta, Jalisco, es un nuevo caso de elementos castrenses plagiados presuntamente por integrantes del crimen organizado en Jalisco.

Según funcionarios federales, en estos hechos presuntamente están relacionados con Rosalinda González Valencia, esposa de Nemesio Oseguera El Mencho, líder del Cartel Jalisco Nueva Generación, actualmente presa en un penal del estado de Morelos, pues lo anterior ocurre como represalia de la detención de Saúl Alejandro Rincón Godoy, El Chopa, el pasado 22 de abril, y como medio de presión para que se deje en libertad a Rosalinda González.

Las dos oficiales privadas hoy de su liberad son la subteniente Tania Quintanar Zarco y la sargento Ana Laura Olvera Arellano, las cuales son elementos activos del Ejército, amas de casa y madres de familia y quienes se encontraban de vacaciones en el municipio portuario.

“Son secuestradas por el simple hecho de formar parte del Ejército Mexicano. Fueron secuestradas por el simple hecho de portar un uniforme y esto lo calificamos como un acto de cobardía un auto que está totalmente fuera de las normas qué nos ejercen como ciudadanos”, dijo un elemento del Ejército, quien no dio su nombre, ante medios de comunicación.

La privación fue a las 12:56 de la noche en una zona residencial y hotelera del municipio que es la zona de la Marina Vallarta. Marinos son plagiados en Zapopan y aparecen en Puerto Vallarta.

En otro caso, el 15 de noviembre de 2021, una secretaria y un chofer que laboran bajo las órdenes de un capitán, se encontraban realizando “labores propias de la institución” cuando fueron privados de su libertad en el estacionamiento de una tienda de autoservicio ubicada en avenida Aviación de Zapopan.

Ambos elementos de la Secretaría de Marina Armada de México custodiaban a un capitán de navío de la Octava Zona Naval en Zapopan.

Ambos se encontraban a bordo de un Jeep Wangler blanco en el estacionamiento de Walmart, donde fueron sorprendidos por sujetos armados y los privaron de su libertad.

La Fiscalía General de la República (FGR) informó días después del plagio que atrajo la investigación de la desaparición de ambas personas.

Fue el 20 de noviembre cuando ambos elementos fueron hallados por la policía de Puerto Vallarta y dieron aviso tanto a la Guardia Nacional como al Mando Naval.

«Al ser encontrados, ambos estaban atados; el elemento masculino presentaba algunos golpes, mientras que la femenina se encontraba intacta, (…) una vez identificados, fueron trasladados a un hospital para su atención especializada, presentando un buen estado de salud», indicó la Semar en un comunicado.

Según plantearon autoridades federales, la privación ilegal de la libertad de los marino sucedió a consecuencia de la detención el 15 de noviembre de la esposa de El Mencho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.