En el trienio del presidente Chuyito Morett el proyecto generacional y las ideas para mejorar comenzaron a valer madre… los nuevos priistas acabaron por debilitar la estructura del PRI-Cihuatlán con su escandalosa forma de gobernar.

Finalmente se alejaron del partido tricolor y ahí andan, de un partido político a otro, como chapulines y camaleones…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.