En la cabecera municipal de Cihuatlán, de acuerdo a versiones de feligreses, fue robada la limosna depositada en la capilla de la Virgen de Talpa.

El sacerdote encargado de la capilla de Talpita dio a conocer en una homilia, el robo del dinero, obviamente sin cuantificar, agregando que trataron de dañar la imagen religiosa.

En la última semana, ciudadanos cihuatlenses han denunciado varios intentos de robo a viviendas y comercios en este municipio costero, donde por la temporada de fin de año estan llegando cientos de personas desconocidas.

Se recomienda a la población en general aumentar las medidas preventivas para robos y denunciar la presencia de personas y vehículos sospechosos al 911.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.